Posts etiquetados ‘transformacion’

Empezaremos a salir de la crisis en 2015, según otras agencias, concienzudos gabinetes de estudios en 2016… bla, bla, bla… En los últimos años se ha hablado que mucha gente gana mucho dinero en momentos de crisis, también muchos pierden ese mismo dinero. En particular en los últimos años todos los ciudadanos estamos perdiendo mucha pasta y hay algunos que están ganando mucha.

¿Cuándo terminará todo esto, comenzará a fluir el crédito, podrán las empresas empezar a invertir –espero que con un modelo más sostenible-, y se podrá comenzar a crear riqueza y empleo, se podrá comenzar a reactivar la demanda –p.e. la cultural, educativa, etc.- y comenzaremos a quitar de nuestras conversaciones, y desterrar de nuestras cabezas la amarga sensación de desasosiego que hoy es tan común?.

Creo que mientras el chicle siga estirado y no se rompa, hay mucha gente (los mercados…esos feroces mercados) que hoy le gana el 6% en lugar del 2,5% de hace 1 año y medio, prestándole la pasta al mismo que se la prestaba hace 1 año y medio, y con cada día más “garantías” de que se la devuelvan vía reformas constitucionales…. O sea, de risa.

Estamos demostrando una extraordinaria capacidad de Resilencia, es decir, de resistir sin romper el chicle, y justo eso es lo que más le interesan a esos mercados, que el chicle no se rompa (un default no le interesa a nadie, a ver si van a tener que hacer ahora una “quita” y se fastidia todo el negocio). Por tanto, ¿la salida de este túnel negro? Creo que o hay una apuesta real por pinchar esta burbuja de negocio, mediante una respuesta sólida, seria y de final de juego (lo ha hecho la Reserva Federal o el Banco de Inglaterra), o al final, nos van a bajar la prima de riesgo a base de subir el bono alemán, que ya es la siguiente jugada maestra, para que continúe la fiesta… un poquito envidio a los griegos.

Publicado en :

Knowledge+Training+Doing for Transformation
Anuncios

Del rector de la Universidad Miguel Hernández, D. Jesús Rodríguez Marín, en la revista Executive Excellence podemos identificar las siguientes competencias necesarias para la transformación de nuestro modelo de sociedad:

 

  1. Pensamiento analítico.
  2. Capacidad para adquirir con rapidez nuevos conocimientos.
  3. Capacidad para negociar de forma eficaz.
  4. Capacidad para detectar nuevas oportunidades.
  5. Capacidad para coordinar actividades.
  6. Capacidad para trabajar en equipo.
  7. Capacidad de encontrar nuevas ideas y soluciones.
  8. Capacidad para presentar en público ideas, productos o informes.
  9. Capacidad para aplicar conocimientos a la práctica.
  10. Habilidad de gestión de la información.
  11. Habilidad para trabajar en conexiones internacionales.
  12. Capacidad de diseñar y gestionar proyectos.
  13. Motivación para perseguir el éxito.
  14. Capacidad de organizar y planificar.
  15. Capacidad de adaptarse a nuevas situaciones.

¿Crees que falta alguna competencia? ¿Crees que sobra alguna?


7 Competencias del Líder (Post-26)

Publicado: 27 septiembre, 2010 en Liderazgo, Talento
Etiquetas:,
  1. Mandar: esencialmente dar una instrucción y asegurarse que el equipo la cumple.
  2. Gestionar: planificar, organizar, actuar, conseguir que el equipo haga las cosas como las hace el líder.
  3. Cohesionar: generar una buena sensación y sentimientos positivos que redunden en beneficio del equipo obteniendo el compromiso y confianza de los miembros del equipo.
  4. Aceptar: generar la participación activa de las persona que integran el equipo fomentando la presentación de iniciativas y aceptando sugerencias.
  5. Orientar: comunicar y compartir una visión de futuro, positiva y conveniente para todos.
  6. Entrenar: conseguir que los miembros del equipo se desarrollen, crezcan, aprendan y asuman cada vez más responsabilidades.
  7. Representar: divulgando los resultados obtenidos, el sentimiento de equipo, las iniciativas que se han puesto en marcha

    Extracto del libro: El Club del Liderazgo

En estos días de vacaciones estoy terminando de leer el libro “El Club del Liderazgo” de José Antonio Sainz y Juan Carlos Cubeiro.  La razón de leer este libro es que estaba dando vueltas por varias mesas de la oficina y en un momento de descanso lo comencé a leer enganchándome por lo ameno y de fácil lectura qué es.

Pero lo más importante es la clara conceptualización que hace del nuevo marketing de lo intangible representado en las 4 C´s: Cultura Corporativa, Compensación, Competencias y Clima Laboral, que complementan a las 4 P´s tradicionales del marketing permitiendo la adecuada gestión de los intangibles, determinantes para incrementar el valor que se ofrece a los clientes de nuestras empresas.

Con este post comenzamos una serie de 4 entradas al blog en las que intentaremos conceptualizar cada una de estas 4 C´S.

Empezaremos por determinar cuáles son los componentes de la Cultura Corporativa:

1. Reglas.

Hasta qué punto las reglas afectan a todo el mundo  o solo a unos pocos. El continuo va des de culturas universalistas a muy particularistas.

2.Relaciones

Si impera el individualismo o el comunitarismo (la cooperación, el interés social).

3. Sistemas

Hay culturas que se centran en lo específico –controlado, detallado- o en lo difuso – apasionado, misterioso.

4. Emociones

Si se adoptan posturas neutrales o por el contrario se es dado a mostrar las emociones.

5. Estatus

Si la valoración social es por el logro – mérito, resultados – o por adscripción – pertenencia al grupo.

6. Dirección de cambio.

El cambio se consigue por causa interna – la propia voluntad del individuo – o por situación externa – destino, azar.

7. Tiempo

El tiempo se puede concebir de manera lineal – continuo – o de manera cíclica.

El libro que nos ocupa hoy se trata de “INNOVACION” de Franc Ponti; libro que llegó a mí a través de Twitter y que cayó en mis manos en un momento de compra compulsiva en la librería Universitas de Badajoz. L

a mejor forma de resumirlo es explicando lo que Franc Ponti nos quiere transmitir y que resume excelentemente al final del libro:

“Antes, hacer empresa era tener una buena idea, saber ponerla en juego y mantenerla. Ahora, hacer empresa es posibilitar un constante flujo de talento, nuevas ideas y proyectos de innovación que nos permitan estar siempre al frente”

Para ello propone transformar nuestras empresas a través de la aplicación de 7 movimientos, movimientos en los que son continuas las referencias a los mejores pensadores sobre gestión de la innovación.

Estos 7 movimientos son:

1. RUMBO (saber a dónde queremos ir)

En donde nos introduce a que la innovación no debe ser una moda sino un aspecto estratégico de la empresa y como tal debe ser asumido por la Dirección. Corresponde a la dirección, con la participación de todos, el imaginar el nuevo futuro, el determinar el nuevo modelo de negocio y el establecer los ejes estratégicos de la innovación (arquitectura de la innovación)

2. EQUIPO (involucrar a todo el mundo)

El proceso innovador o transformador es algo de todos los miembros de la empresa, pero para ellos las personas deben ser formadas y aportarán al proceso en función de sus capacidades. La empresa tiene la obligación de proporcionar los espacios, las herramientas y los momentos de encuentros para que las personas puedan aportar su creatividad sin trabas.

3. CAMBIO (revolucionar las estructuras internas y el contacto exterior)

Las estructuras jerárquicas, burocráticas, departamentales y estancas, no permiten fluir la comunicación y las ideas innovadoras. Es necesario transformar (en línea con Gary Hamel en El futuro del Management) nuestras formas organizativas a estructuras planas, auto-organizadas y donde el individuo puede desarrollarse plenamente.

Organizaciones en donde las personas anhelen trabajar porque se sienten protagonistas y constructores de un proyecto único y diferente, es decir, que cuente con personas motivadas.

Organizaciones en las que no solo contemos con la inteligencia limitada de las personas que trabajan en ella, sino que estén abiertos (“open business”) a las aportaciones de cualquiera: clientes, centros tecnológicos, trabajadores, familiares de estos, etc.

4. TENDENCIA (anticiparnos al futuro, coolhunting)

Las organizaciones innovadoras deben ”recoger de forma sistemática, las tendencias sociales, tecnológicas, artísticas, económicas, etc, que, de alguna forma, están influenciando en lo que nuestra empresa hace o en lo que podría estar haciendo”

Pero, ¿cómo debe ser esta mirada?, Franc Ponti nos comenta que debe basarse en la ilusión, en ver lo que nos rodea de forma positiva y como fuente de inspiración, buscando conexiones entre lo que observamos pero desde un punto de vista práctico y asociado a nuestra actividad empresarial. Franc Ponti nos enfatiza el hecho de que la innovación surge de la reflexión, por lo que nuestros directivos deben implantar dentro de las organizaciones, momentos de reflexión acerca del futuro, momentos de desarrollo de la creatividad individual y colectiva, y donde se escuche lo que está fuera del día a día de nuestras organizaciones.

5. CREATIVIDAD (generar ideas disruptivas)

Si el proceso formativo y de cambio de cultura puesto en marcha se realiza de forma correcta, la organización está lista para generar ideas. Las ideas no surgen de la nada sino que son parte de un proceso divergente en dónde es de aplicación el pensamiento lateral promovido por Edward De Bono (“po”) y dónde Franc Ponti nos recuerda diversas técnicas para generar ideas: combinar incompatibilidades aparentes, sacudir los convencionalismos (IDEART, combinaciones al azar basadas en palabras aleatorias…), llevar lo analizado al extremo, el cuadrante mágico de Ben Schmidt (4 posibilidades para la innovación: oposición, integración, transcendencia y esencia). Lo importante del proceso divergente no es tanto la técnica usada sino generar el mayor número posible de ideas que sean sometidas a un posterior proceso de convergencia: análisis, selección y prototipos.

En cuanto a la selección, Franc Ponti, nos propone sus propios criterios y nos recuerda el método PMI de De Bono para seleccionar las ideas: Plus, ideas que nos parecen buenas y factibles a corto plazo, Minus las ideas flojas e Interesting, ideas locas pero prometedoras. Pero como resultado del proceso divergente es fundamental tener un prototipo, como herramienta tangible de la idea seleccionada.

6. PROYECTO (crear un continuum de innovación)

Franc Ponti lo considera el momento de la verdad, el momento en que la transformación se materializa. Por ellos recuerda sus fases de un proyecto: divergencia, convergencia, concreción, planificación, realización y evaluación, así como la importancia de disponer de las capacidades para su adecuada gestión.

Pero lo importante no es tener un proyecto sino tener la capacidad de tener un “pipeline” de proyectos con lo que las capacidades a incorporar en la empresa también deben estar las relacionadas con la gestión de la cartera de proyectos.

7. RESULTADO (sistematizar la innovación)

La empresa innovadora no solo debe cuidar el proceso innovador sino que debe evaluar en qué grado se está cumpliendo con los objetivos estratégicos que se han definido. Los directivos deben disponer de un cuadro de mercadeo que les permita conocer los objetivos buscados, los procesos innovadores puestos en marcha y los resultados obtenidos. Pero no debe obsesionarse con los resultados, lo fundamental es mantener el pulso renovador en nuestras empresas, mantener el “continuum” de innovación, mantener la motivación y la ilusión en las personas de la organización pues es la forma de conseguir la transformación innovadora que necesitan nuestras organizaciones.

En resumen, Franc Ponti, al igual que Gary Hamel, nos llama la atención sobre que la innovación solo es posible si cambiamos la forma de gestionar nuestra empresa. Necesitamos organizaciones que se adapten al cambio día a día, donde se trabaje con pasión y diversión, sin miedo a romper la manera en que siempre se hacen las cosas, donde las personas expresen todo su potencial y en doónde reine la PASION.